artritis
Actualidad Enfermedades Salud

¿El alivio del dolor de la artritis está tan cerca como el estante de especias?

Es imprescindible para cualquier persona un buen curry y un nuevo ensayo clínico sugiere que la cúrcuma también podría aliviar el dolor de la artritis

Los investigadores encontraron que un extracto de la especia cúrcuma funcionó mejor que un placebo para aliviar el dolor de la artritis de la rodilla durante tres meses. El tratamiento no fue un jonrón, pero el alivio del dolor fue un poco mejor que el que los estudios anteriores han encontrado con la medicación estándar.

Todo esto sugiere que la cúrcuma “puede considerarse una opción” para la artritis de rodilla, dijo el investigador principal, Benny Antony, del Instituto Menzies de Investigación Médica/Universidad de Tasmania en Australia. La osteoartritis es sumamente común, y afecta a más de 32,5 millones de estadounidenses, según los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades de los Estados Unidos. La artritis de la rodilla es una de las formas principales.

La condición surge cuando el cartílago que amortigua la articulación de la rodilla se rompe con el tiempo, provocando síntomas como dolor, rigidez y disminución del rango de movimiento. Las personas con artritis de rodilla suelen tomar analgésicos de venta libre, como el paracetamol (Tylenol), el ibuprofeno (Advil, Motrin) y el naproxeno (Aleve). Pero además de ser sólo moderadamente eficaces, pueden causar efectos secundarios como el malestar estomacal. Y el uso prolongado está relacionado con un mayor riesgo de enfermedades cardíacas y daños renales.

Otras alternativas

Así que es importante tener otras opciones, dijo Houman Danesh, un especialista en el manejo del dolor que no participó en el estudio. “Este es un estudio prometedor y alentador”, dijo Danesh, quien dirige el manejo integral del dolor en el Hospital Mount Sinai de la ciudad de Nueva York.

Un punto más amplio de los hallazgos, señaló, es que importa lo que las personas con artritis ingieren. Se cree que la cúrcuma, o sus extractos, son antiinflamatorios. Así que si la gente continúa consumiendo una dieta que promueva la inflamación, llena de alimentos fritos y carbohidratos altamente procesados, por ejemplo, eso podría anular la ventaja de añadir cúrcuma, señaló Danesh.

Para el estudio actual, Antony y sus colegas reclutaron a 70 personas con artritis de rodilla y las asignaron al azar a uno de dos grupos. Uno tomó cápsulas de extracto de cúrcuma longa todos los días durante 12 semanas; el otro tomó cápsulas de placebo.

La curcumina es una sustancia de la cúrcuma, y las actividades beneficiosas de la cúrcuma se le atribuyen a menudo. El fabricante de suplementos Natural Remedies suministró las cápsulas para el ensayo y lo financió parcialmente. Después de 12 semanas, los investigadores descubrieron que los participantes que usaron el extracto reportaron una mayor mejoría en su dolor, en comparación con el grupo de placebo. El beneficio promedio fue “modesto”, según Antony, pero aún mejor que el que han encontrado estudios anteriores con los medicamentos para el dolor.

Sin embargo, no hubo un efecto claro en algunos hallazgos de la resonancia magnética: la hinchazón del espacio articular y la composición del cartílago de la rodilla. A Danesh no le sorprendió eso, señalando que no esperaba ver esos efectos.

Y la experiencia de las personas con el dolor no necesariamente se correlaciona con los hallazgos de las articulaciones que se ven en la resonancia magnética. “Una imagen es como una frase en la historia”, dijo Danesh. “También hay todo un contexto alrededor de ella”.

Los hallazgos, publicados en línea en los Anales de Medicina Interna, son un paso inicial. Antony dijo que aún se necesitan estudios más grandes, y queda por ver si el alivio del dolor se mantiene con el tiempo. Pero vale la pena probar la cúrcuma, según Antony. En general, dijo, la especia (y los extractos de curcumina) se consideran seguros en dosis moderadas, aunque dosis muy altas podrían causar problemas gastrointestinales.

Danesh dijo que su consejo es probar la cúrcuma en sí misma, en lugar de un extracto. También recomendó añadir pimienta negra, que aumenta los beneficios de la cúrcuma. Para hacerla más sabrosa, las dos podrían mezclarse en un batido de frutas, dijo Danesh.

Ejercicios regulares

Sin embargo, la cúrcuma no es la única opción no farmacológica para el dolor de rodilla. Danesh dijo que la gente puede beneficiarse de un programa de ejercicios enfocado en el fortalecimiento y activación de los músculos de los glúteos, y en el desarrollo de un patrón de caminata más equilibrado. Sugirió que primero se haga una evaluación por parte de un médico, lo que podría resultar en una derivación a fisioterapia.

DEJA UNA RESPUESTA

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *